Detuvieron al médico que había mandado al psicólogo a la nena de 11 años que murió de «peritonitis»

Shaira Smoulenar, de solo 11 años, falleció el viernes 1° de mayo en el Hospital Municipal San Cayetano, en el interior bonaerense. Durante cinco días, la nena tuvo 41 grados de fiebre, los médicos le diagnosticaron «parasitosis» y la mandaron al psicólogo por «exagerada».

Pero tras la denuncia de César Smoulenar y Soledad Torres, los padres de Shaira, la autopsia determinó que la menor murió a causa de una infección por peritonitis.

En este contexto, BigBang pudo saber que Alí Manuel Rodríguez Infante, el médico de nacionalidad venezolana que atendió a Shaira durante su calvario en el Hospital Municipal San Cayetano fue detenido por orden del fiscal de la causa, Guillermo Sabatini, a cargo de la UFI N° 3 de Necochea.

El profesional intentó «fugarse» de la localidad de San Cayetano: la policía lo detuvo en un domicilio familiar en la calle Yerbal al 2800, cerca de la Plaza Flores.en el barrio porteño de Flores. Según le explicó Juan Tiberio, abogado de la familia de Shaira, a este portal, el fiscal Sabatini consideró a Rodríguez Infante en estado de «rebeldía» y pidió su inmediata detención.

«El día sábado lo fueron a notificar de la formación de la causa, que cambió a homicidio culposo, y no estaba en su domicilio. Por eso el fiscal decidió decretar la rebeldía y solicitar la detención. La misma se hizo efectiva ayer: se encontraba en el barrio de Flores», detalló.

De esta manera, el médico -uno de los tres apuntados por la familia como responsable de la muerte de Shair- será trasladado durante este jueves para ser indagado por el fiscal Sabatini. El Juzgado Nacional en lo Penal de Rogatorias, a cargo de Alejandro Héctor Cina, autorizó el allanamiento a la casa del médico.

«El Ministerio Público entendió que se intentó fugar, por eso dictaron el estado de rebeldía y el pedido de detención atento al delito y a que no contaba con un domicilio fijo. En el domicilio que figuraba en San Cayetano no vivía más. Por esa razón y por el delito en expectativa, se hizo efectiva la detención», agregó Tiberio.

El abogado le volvió a remarcar a este sitio que la autopsia hecha por la delegación departamental de Policía Científica de Necochea arrojó como resultado una «infección generalizada» en todo el cuerpo de Shaira generada por una “peritonitis infecciosa” que inició como una simple apendicitis y no se trató a tiempo.

«La autopsia determinó una peritonitis y una infección generalizada. La misma ya fue incorporada a la causa, por lo que la calificación legal del delito pasó de ser ´Averiguaciones de causales de muerte´ a ´Homicidio culposo´ por mala praxis», sentenció.

Por otra parte, Soledad, la mamá de Shaira, volvió a hablar con BigBang y reveló que el médico Rodríguez Infante «se había ido, supuestamente, a la Ciudad de Buenos Aires porque tenía domicilio fiscal en Flores». Algo que no era cierto.

«Se fue en un remís de San Cayetano a Flores. Con esto de la denuncia dejamos de ir al hospital. De hecho, se me había enfermado el nene más chiquito y lo tuve que llevar al consultorio de una pediatra que está a veces en el pueblo», detalló la angustiada mujer.

En ese marco, sostuvo que en el acta de defunción de su hija le pusieron «paro cardíaco sepsis generalizada». «La municipalidad también es responsable. El intendente es el que decide quien trabaja en el hospital junto a su equipo. Además de Rodríguez Infante, nosotros creemos como responsables de la muerte de mi nena al Secretario de salud y a la directora del Hospital Municipal San Cayetano», dijo Soledad, quien encabeza marchas y cacerolazos en la localidad en reclamo de justicia.

Y concluyó: «Estamos dentro de todo bien, pero cada foto o video que nos muestra la familia de Shaira nos parte al medio, nos pone a llorar y nos tenemos que esconder para que mis otros nenes no nos vean. Si bien sabemos que nosotros a Shaira ya no la vamos a recuperar, queremos reclamar justicia para que cambie la situación del hospital. Shaira ya no la necesita, pero el resto de la comunidad de San Cayetano sí la necesita».

Mientras se encontraba al cuidado de su abuela paterna, Shaira comenzó a sentirse mal. Además de dolerle todo el cuerpo, sobre todo la zona del estómago, la menor alcanzó una temperatura de 41 grados, razón por la cual su familia decidió trasladarla al hospital el 27 de abril. Según denuncian sus padres, a pesar de que volaba de fiebre, el médico que la atendió, Alí Manuel Rodríguez Infante, quería darle de alta sin realizarle ningún control médico.

Fue por el ruego de su abuela, que el profesional accedió a darle suero para bajarle la temperatura. “Le hicieron un laboratorio y dio 20 mil glóbulos blancos en sangre. Nosotros no somos médicos, pero era infección”, le había contado Soledad a este portal.

En un principio, Rodríguez Infante -que el 8 de abril se había integrado al hospital en el marco de la emergencia sanitaria – le recetó un antibiótico, pero al notar que la nena -debido a su malestar, se hizo encima- largó parásitos, rompió aquella receta. Fue entonces que el médico, sin ningún análisis previo, le diagnosticó parasitosis y la mandó a su casa con un antiparasitario.

Sin embargo, la autopsia determinó que la nena falleció de peritonitis. Desde aquel lunes y hasta el viernes 1° de mayo, la nena estuvo viajando del hospital a su casa en reiteradas oportunidades por orden de los médicos que la atendieron. Si bien en ningún momento de ese lapso de tiempo la fiebre bajó de los 41 grados, para los profesionales no era necesaria la internación.

Hasta que el viernes, doblegada por el dolor, los padres de Shaira decidieron volver al hospital. La mamá de la nena de 11 años le había contado a BigBang que, al verla, el Dr. Rodríguez Infante sostuvo que Shaira “exageraba” y le dijo a sus padres que “todo era psicológico”. “La mandó a mi nena a ver a la psicóloga del Hospital y cuando la ve, ella le dice a la señora que no estaba loca, que solo le dolía el cuerpo», sostuvo Soledad.

Ese mismo viernes, después de una semana de sufrimiento extremo, Shaira falleció. La causa quedó catatulada ahora como «Homicidio culposo». La misma está en manos del fiscal Guillermo Sabatini, a cargo de la UFI N° 3 de Necochea, quien mantuvo audiencias con los familiares de la víctima y comenzará a tomarle declaración al personal del hospital.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here